martes, 24 de abril de 2018

Ocho comentarios sobre la marcha por la Diversidad Sexual de Caracas de 2011


Curucuteando en mi compu me encontré con este escrito. Es mi balance de la marcha del Orgullo de Caracas del año 2011, y una propuesta a las organizaciones sexodiversas para el año siguiente. Eran dos correos electrónicos que envié a una lista de activistas.

Dos comentarios de contexto. Primero, el punto de llegada de la marcha del Orgullo 2011 fue en el centro de la ciudad, al lado de la Asamblea Nacional. Era la primera vez que ocurría. Eso me encantó. Varios activistas LGBT de oposición lo criticaron. Decían que se había "politizado" la marcha. Acá mi respuesta.

Segundo, en mayo de 2011 (dos meses antes) se realizó una caminata como parte del Día Mundial Contra la Homofobia. Para esa caminata se insistió mucho en que nadie llevara alguna franela o pancarta con mensajes políticos-partidistas.

Listo el contexto. Acá mi balance de la marcha del Orgullo 2011 de Caracas y una propuesta a los organizadores.

Ocho comentarios sobre la marcha LGBTI de 2011 y una propuesta

Quería compartir ocho comentarios sobre la marcha de este domingo en Caracas y una propuesta para el año que viene.

1
Cambio de ruta

Sigo creyendo que llevar la marcha a la Asamblea Nacional fue una decisión acertada. Por eso felicito al equipo organizador.

Hay que aprovechar esa movilización masiva y dirigirla a las instituciones públicas y privadas donde queremos hacer presión.

Apuesto que dos marchas más hacia la Asamblea y las/os parlamentarias/os comenzarán a legislar (a regañadientes) sobre diversidad sexual.

2
Mal chiste

Reconozco que me dio mucha risa que los organizadores de la marcha (supuestamente chavistas), pidieran a la Asamblea Nacional que le diera luz verde a la Agenda Legislativa Sexodiversa, una propuesta elaborada por la Red LGBTI (supuestamente de oposición).

Al menos eso trascendió de las declaraciones de los organizadores a la prensa (VTV, ABN y YVKE)... porque a esta fecha, todavía no se sabe qué documento se entregó a los parlamentarios; si es que se entregó alguno.

3
Mujeres guerreras

Les confieso que me quedé enamorado de las mujeres chavistas que encabezaron la movilización este año. Eran varios colectivos de mujeres feministas y bolivarianas (LGBTI y heterosexuales). Estaban Las Beguinas, Movimiento de Pobladoras/es, Divas, Alianza Sexogénero Diversa Revolucionaria y otras más.

Nadie les dio permiso para ubicarse al inicio de la marcha, pero ellas tomaron ese espacio.

Una anécdota. Cuando arrancó, uno de los organizadores de la marcha les pidió que dejaran pasar al frente al camión con música electrónica... y estas mujeres no lo permitieron.

Hubo dos intentos más y las mujeres, rodilla en tierra, no lo dejaron. Fui testigo del asunto y me encantó. Gocé un puyero.

Primero porque la cabeza de la manifestación no era una copia del Gay Pride de EE.UU. Eran mujeres feministas, chavistas y bolivarianas exigiendo respeto a la diversidad sexual.

Segundo, porque estas mujeres demostraron en la calle, lo que algunas/os de nosotras/os creemos: nadie nos va a regalar los espacios, los espacios se toman.

4
Marcha reivindicativa

En ese sentido, estas mujeres pusieron consignas, gritos de lucha y reivindicación al inicio de la movilización... no un camión con música electrónica. Eso era una movilización política, no una discoteca al aire libre.

No siempre ha sido así. Recuerdo que en el año 2007, las únicas pancartas presentes, fueron las del Grupo ESE, un colectivo mixto de feministas y sexodiversas/os. Y las pancartas no estaban al inicio. De resto, eran camiones con música de ambiente.


5
Micrófono abierto

En la primera marcha en 2001, montada por la Red GLBT, y las siguientes organizadas por Lambda, nunca se vetó a nadie. Todas las ONG's pudieron hablar.

Incluso recuerdo que en varios años en la Plaza de los Museos, algunas personas del público pedían el derecho de palabra y se lo daban.

En 2007, hubo un cambio en el equipo organizador. Desde entonces ha habido vetos y censuras a ONG´s.

Finalmente, luego de 5 años de intolerancia y sectarismo, en 2011 el equipo organizador de la marcha abrió los micrófonos. Rummie Quintero de Divas pudo hablar desde un camión; Tamara Adrian también, desde la tarima (aunque cortico y la interrumpieron, pero al menos, la dejaron hablar). Espero que el año que viene se mantenga y se amplíe esta política de micrófono abierto con todas las ONG's.

6
Sobre el intento de cobro de entrada

Creo que el problema es de transparencia, confianza y credibilidad.

Si el evento es financiado por el Gobierno Nacional, ¿por qué van a cobrar entrada? ¿Cuánto dinero aporta el Gobierno? ¿No es suficiente? ¿Por qué no publican un balance del dinero recibido por el Gobierno y la forma como se gastó? No sugiero que haya malversación. Simplemente les recomiendo que publiquen un balance. Esto le daría transparencia al equipo organizador.

Si los años pasados, el evento de Zona Rental era entrada libre, ¿por qué desde el 2010 intentan cobrar entrada? ¿Para qué es ese dinero? ¿Dónde estará ubicado este supuesto Centro Comunitario LGBTI? ¿Ya compraron el terreno? ¿Hay planos? ¿Hay una maqueta? ¿Cuánto debe invertirse? ¿Cuánto dinero falta? ¿Si el evento de cierre cuesta un dineral, no es más inteligente destinar ese dinero directamente al centro comunitario? ¿Este proyecto del Centro Comunitario se difundió adecuadamente? ¿Cómo? ¿Usaron las redes sociales? ¿Hicieron un afiche, un volante? Esto es un asunto de confianza.

Conozco gente que pagó la supuesta rifa del 2010 para entrar a Zona Rental. ¿Qué pasó con esos premios? ¿La rifa no debería haber sido opcional? ¿Por qué era obligatoria? ¿Cómo pudieron declarar desiertos 40 premios, cuando hubo gente que pagó el precio del ticket? ¿Qué respuesta le dieron a la gente que pagó? ¿Se les regresó el dinero? ¿Dónde está ese dinero? Con este precedente, ¿por qué este año la gente debía haber creído en los organizadores? Esto es un asunto de credibilidad.

 
7
Politizar la marcha

Lo del domingo fue una movilización política. Rechazar eso es absurdo. Fue política, no partidista.

Comparto la crítica de mi amiga Gabrielle Güeron sobre la intención de partidizar la movilización.

Lo del domingo no fue una marcha LGBTI chavista. Desde el 2007, este equipo organizador ha intentado dar esa imagen de "marcha chavista", pero año tras año, los promotores chocan contra la realidad que los desmiente.

Lo del domingo tampoco fue una marcha LGBTI de oposición.

Cualquiera de las dos afirmaciones, evidencia una miopía enorme. Solo bastaba recorrerla para darse cuenta que había bolivarianas/os, opositoras/es e independientes.

Esto lo digo como chavista militante y bolivariano.

8
Ahora, creo que es un error no marchar porque un pequeño grupo intenta partidizar la manifestación. Es darle mucho poder a alguien que no lo tiene. Esta movilización no le pertenece a nadie. Es una marea multicolor que recorre la ciudad, y que difícilmente se ajusta a los moldes rígidos de un pequeño grupo.

Listo. Ahora lanzo una propuesta para la marcha 2012


Sugerencia
¿Es posible que marche un LGBTI cristiano al lado de uno ateo? Yo creo que sí.

Creo que también es posible que marchen juntos LGBTI chavistas, opositores e independientes. De hecho, así ha sido en estos 11 años.

No estoy de acuerdo con las marchas LGBTI donde intentamos dar la imagen de que somos apartidistas, donde no se le permite a la gente expresar con su ropa, pancartas o consignas, sus ideas políticas. Entiendo el argumento, pero no lo comparto. Nuestra diversidad no es solo sexual, también es ideológica, religiosa, étnica, etc.

Este año gocé un puyero marchando con mis amigas/os chavistas, gritando consignas antipatriarcales, de izquierda, ñangarosas. Me gustaría que eso se repitiera el año que viene, pero además me gustaría que las compañeras/os de oposición puedan hacer lo mismo, visibilizando sus posiciones políticas.

Por ejemplo, que estén presentes con pancartas, franelas y banderas la gente de Voluntad Popular, el Secretariado LGBTI de Acción Democrática o la Juventud socialdemócrata de Un Nuevo Tiempo.

¿Por qué no podemos celebrar juntas/os nuestras diversidades, con todo lo que ello implica?

Me encantaría ver a la gente guerrera de Valencia, Activistas por el Arcoiris, con una pancarta de Voluntad Popular, a los compas de Mérida del Colectivo Almas, con una bandera del Partido Socialista Unido de Venezuela.

Creo que la mayor fortaleza que tenemos es nuestra diversidad.

Visibilizando nuestra diversidad política lograríamos al menos tres cosas. Primero, hacia dentro del movimiento damos una lección de respeto y tolerancia. Chavistas, opositoras/es e independientes marchando juntas/os.

Segundo, somos coherentes. Le estamos pidiendo al resto de la sociedad algo que nosotras/os practicamos. Respeto al que piensa diferente.

Tercero, si en la misma marcha sexodiversa, hay banderas del PSUV, Partido Comunista, Un Nuevo Tiempo, MAS, PPT, ABP, etc. cualquier ciudadano de a pie podría pensar que las lesbianas y maricos están en todos lados.

Y eso es cierto. Estamos en todos lados. Esa es una fortaleza, la capacidad de estar y luchar en varios frentes.
******

PD: La situación interna de la organización de la Marcha del Orgullo de Caracas se ha degradado progresivamente.

En los últimos 6 años hemos visto peleas públicas, insultos, puñaladas traperas, dobles rutas, campañas de mentiras por redes sociales, incluso se han ido a los golpes. Ha sido una situación muy triste y lamentable. Mi compañera Quiteria Franco ha escrito varias notas sobre los problemas internos en la organización de la Marcha por la Diversidad Sexual de Caracas.