lunes, 15 de abril de 2013

“Mi hija nació varón, quiero que sea feliz”

No debe ser fácil para una madre enterarse que su hijo es gay, lesbianas o bisexual. Mucho menos sencillo debe ser aceptar que es transgénero. Entender que tu hijo al que le compraste un bate, un guante, la ropa azul, ahora sea una mujer. Tampoco en sentido inverso. Entender que tu hija a la que le compraste vestidos rosados, muñecas y maquillaje ahora sea un hombre.

Por eso tiene tanto valor la foto de arriba. No sé exactamente dónde la tomaron. Al principio pensé que había sido en Cuba pero no pude confirmarlo. “Mi hija nació varón, quiero que sea feliz” es el mensaje de una madre que ha transitado el camino del amor y la comprensión.

Espero que sirva de ejemplo e inspiración para muchas madres y padres que deben enfrentar la transexualidad de su hija o hijo.