viernes, 7 de diciembre de 2012

¡Avalaaaancha! Se viene el matrimonio igualitario en América Latina

¡¡¡Ahi vieneeeeeeeeeeeee!!! Esto provoca decir cuando vemos que desde varios puntos del continente americano avanzan proyectos de leyes para reconocer el matrimonio entre personas del mismo sexo.

¡Avalancha! deben gritar los ultraconservadores del norte y sur del hemisferio. Si quedaba alguna duda de que el planeta se va a acabar, los católicos homofóbicos ya deben estar viendo claramente las señales.

1
En México la Suprema Corte de Justicia por unanimidad reconoce el derecho a contraer matrimonio a tres parejas gay. Los demandantes son de Oaxaca. El Código Civil de esa entidad al sur de México dice que el matrimonio es un contrato civil celebrado entre un hombre y una mujer. El máximo tribunal determinó que esto es discriminatorio. De esta manera se abre la puerta para la legalización del matrimonio igualitario en el resto del México. Hasta ahora es legal sólo en la capital.
2
En Colombia, el matrimonio igualitario dio su primer paso en el congreso. El pasado martes, el parlamento lo aprobó en el primer debate. De esta forma, el congreso intenta cumplir el fallo de la Corte Constitucional de Colombia. ¿Qué dijo la Corte? Que el congreso tenía hasta mediados del año 2013 para legislar sobre el matrimonio gay. Si el parlamento no lo hacía, automáticamente se legalizaban las relaciones entre personas del mismo sexo en suelo colombiano.

3
El próximo 11 de diciembre la Cámara Baja de Uruguay discutirá un proyecto de ley sobre el matrimonio igualitario. El pasado 5 de diciembre la comisión legislativa le dio el visto bueno. De aprobarse, Uruguay seguiría los pasos de Argentina y reconocería los derechos de las parejas homosexuales y lesbianas. El Frente Amplio ha expresado su apoyo a la agenda de luchas sexodiversas. Recordemos que en Uruguay está legalizado el concubinato gay con todos los derechos, incluido la adopción.

4
En EE.UU. un nuevo estado da luz verde a las uniones entre personas del mismo sexo. El gobernador de Washington promulgó la ley sobre esta materia. A partir de este jueves las parejas del mismo sexo pueden registrar su relación como un matrimonio. De esta forma se materializa la decisión de los electores en el referendo del pasado noviembre.

Yo no soy supersticioso, pero si lo fuera diría que el mundo realmente se va a acabar para los intolerantes y homofóbicos, porque sigue avanzando el reconocimiento de los derechos de la población sexodiversa.