viernes, 16 de agosto de 2013

No es porno, es una agresión homófoba real

Seamos honestos. La imagen parece el inicio de una película porno interesante. Algo de Bel Ami Producciones.

Lamentablemente no es una peli porno. Se trató del momento en que un activista gay ruso fue acosado ferozmente en la Plaza del Palacio en San Petersburgo, la segunda ciudad más importante de Rusia.

Ataques como este han aumentado en los últimos meses en ese país. Los detonantes han sido las declaraciones homófobas del presidente Vladimir Putin y la aprobación de una ley que criminaliza incluso luchar públicamente contra la homofobia. Han creado el delito de "propaganda gay".

De esta forma el gobierno da luz verde a los que quieran atacar a personas LGBTI. Agrupaciones neonazis han aprovechado este política de impunidad y han cometido numerosos asesinatos, torturas y agresiones contra jóvenes LGBTI.


El video de arriba es un ejemplo. Vemos a Kirill Kalugin, activista ruso de los DDHH. Él estaba en un lugar público, céntrico y visitado por muchos turistas. Kirill protestaba contra las leyes homofóbicas rusas. En cuestión de minutos le han caido estos simios homofóbicos e intentaron callarlo. Es un grupo de jóvenes que celebraba el Día del Paracaidista, una vieja tradición del ejército ruso.

Afortunadamente llegó la policía y se lo pudo llevar antes de que estos militares lo golpearan salvajemente y le quitaran la vida. Este caso lo conocimos porque había gente grabando cerca, pero ¿cuántas agresiones como ésta no llegan a los titulares? ¿Podrá la presión internacional revertir las leyes homofóbicas de Rusia? No sé. Sólo el tiempo lo sabrá.

Para conocer más detalles de esta agresión, lee InOutPost