domingo, 5 de junio de 2016

Aroma


Mayo 2007

La otra noche estaba entrando a mi casa y sentí un fuerte olor a menta con chicle de tutifruti. Me detuve y busqué el origen. Eran las dos plantas que están flanqueando la entrada. Le llaman Lengua de Suegra o Espada de Bolívar. Es una hoja larga desde la raíz hasta arriba. Dicen que protege contra la envidia. Por eso las puse en la entrada de la casa, acompañadas además de varias sábilas de lado y lado.

Es la primera vez que veo la flor de la espada de bolívar. El aroma que desprenden es riquísimo y muy intenso. Las sábilas también florean de vez en cuando. El jardín de mi casa es super rico. No importa cuán cansado llegue, siempre que entro, me recargo de buena vibra. El jardín recoge las energías pesadas que traigo de la calle.